__Nov 13 de 2018

Otra lindura más del PRI


RESPUESTA FISCAL


NUEVO LOOK


DESPIDOS EN PEMEX


HIJOS DE LA MALA VIDA


YA VALIÓ


NAVIDAD, UNA FESTIVIDAD IMPENSABLE SIN MÚSICA, DESDE CLÁSICA HASTA VILLANCICOS Y CANCIONES POPULARES

Hernán Bravo Varela y Jorge F. Hernández analizan uno de los aspectos más importantes de esta festividad: la música

2014-12-15 22:52:52.-
En el marco del segundo Festival Soles y Estrellas y del Segundo Festival Luces de Invierno, organizados por el Consejo Nacional para la Cultura y las Artes, los escritores Hernán Bravo Varela y Jorge F. Hernández hablaron de la importancia de la música para la Navidad durante la charla Diálogos cruzados, realizada en la Biblioteca Vasconcelos de Buenavista.
El espíritu navideño, destacó Hernán Bravo, reflejado en sus canciones, además de ser vistoso, es uno de los más escuchados, pues como señaló Jorge F. Hernández, muchas culturas en el mundo celebran esta festividad, en diferentes climas y con distintas gastronomías y música.
Por ello, dijo, a lo largo de los siglos se ha desarrollado música culta de grandes compositores, en formato sinfónico y coral, pero también canciones populares que, en diferentes idiomas, han engalanado esta fecha.
El poeta, ensayista y traductor, Bravo Varela recordó que existe gran cantidad de música formal de espíritu navideño y una de las piezas más citadas, tocadas y grabadas, es Aleluya, una de las partes más emotivas del oratorio de Georg Friedrich Handel.
El tema, que el público pudo escuchar, dijo el escritor, está considerado una pieza genial de la música clásica, aunque también otros compositores como Johann Sebastian Bach, que no era católico, hizo obras asociadas a las fiestas navideñas.
Por su parte, Jorge F. Hernández recordó que la Navidad es la fiesta para celebrar el nacimiento de un niño que vino para la salvación del mundo y seguramente aún existen canciones populares, llamadas villancicos, que se cantaban desde el primer siglo de nuestra era entre los pastores.
Sin embargo, advirtió que en los últimos años se ha producido una vulgarización en los temas musicales, los cuales se han alejado del tema esencial de la Navidad, que es festejar el nacimiento del niño Dios, pues algunas canciones sólo son pretexto para el reventón.
Pero como destacó Hernán Bravo, la Navidad no se puede pensar sin música, ya que en el alumbramiento se canta, como aún hacen las madres para arrullar a sus bebés, por lo cual los autores hicieron sus recomendaciones a los asistentes para escuchar buena música navideña.
El poeta y ensayista indicó que existen grandes obras de los siglos XVI y XVII, pero también villancicos, sobre todo estadounidenses, de gran belleza y sugirió escuchar las canciones que Monserrat Figueras interpreta, compuestas entre el siglo XII y el XX para arrullar al niño Jesús.
Mientras que Jorge F. Hernández consideró que entre las buenas canciones navideñas se encuentran los villancicos españoles, la música tradicional que se canta en las posadas, así como temas que abordan el milagro del nacimiento del niño Dios y todo lo que rodea a la Navidad.
En este sentido destacaron las canciones de Bing Crosby que, dijo, es una presencia que no puede faltar en casa en estas fechas, así como Nat King Cole y Perry Como.
Jorge F. Hernández y Hernán Varela, además de escritores, amantes de la música, dieron muestras de su virtuosismo en la voz, al concluir la charla con una peculiar interpretación, a dueto, del tema Have a merry little Christmas, de Diana Krall, y deseando Feliz Navidad a los presentes.
Más noticias de esta edición